Drotium

enero 13, 2016

 

drotium

PROYECTO DROTIUM

 

La Nueva Era del Transporte necesita una red de datos y señal para monitorizar, tutelar y organizar el desplazamiento de vehículos autónomos por aire tierra y mar.

EFRÉN ALONSO
Director de CARTUM

Vivimos en un mundo donde la contaminación es una realidad que está poniendo gravemente en riesgo nuestra salud, donde el sistema actual de transporte es ineficiente y da lugar a atascos que nos quitan tiempo muy valioso de nuestras vidas, es caótico y produce numerosos accidentes y lamentablemente muchas víctimas mortales, 1,2 millones de personas mueren al año en accidentes de tráfico. El transporte es una actividad transversal, que afecta significativamente a cualquier país.

Nuestro compromiso está en lograr un transporte seguro, sostenible y eficiente, queremos experimentar el verdadero placer de viajar.

La solución a la situación problemática actual la encontramos en la tecnología. Los vehículos autónomos y de propulsión eléctrica nos permiten alcanzar este ideal, la denominada Nueva Era del Transporte.

El transporte va a experimentar en los próximos años una transformación similar a la que experimentó el mundo de las comunicaciones con la irrupción de INTERNET.
INTERNET es una red de datos que transporta información. El resultado es que hemos conseguido automatizar el intercambio de información. Y la automatización de la información nos ha generado una necesidad: la automatización del transporte de personas y mercancías.

La posibilidad de ver desde caso cualquier producto o mercancía disponible en cualquier parte del mundo nos empuja a desear tenerla en nuestra casa lo antes posible. Está cambiando nuestros hábitos de compra. Y este cambio implica que están surgiendo nuevas necesidades en el transporte. El nuevo paradigma del transporte es: rapidez, seguridad y en cualquier lugar. La logística del transporte ya no va a ser la misma. Y aquí es donde entra DROTIUM.

Nuestra innovación consiste en darnos cuenta de que ya están preparadas todas las piezas del puzle, necesarias para construir una red automática de transporte y, además, saber cómo se montan las piezas de ese puzle.

 

INFRAESTRUCTURA

El objetivo del proyecto DROTIUM es crear una red de datos y señal que permita monitorizar, tutelar y organizar el desplazamiento de vehículos autónomos por aire, tierra y mar. Para ello es necesaria una infraestructura compleja y automatizada que estará compuesta por diversos módulos.

Conseguir el despliegue del tráfico automatizado será un proceso progresivo en el tiempo. Existirá una etapa de transición desde la irrupción del primer sistema autónomo en el transporte hasta que la totalidad de los vehículos sean autónomos. Es muy difícil prever cuanto tiempo transcurrirá hasta que la mayoría del transporte esté automatizado, y los vehículos dependientes de la acción de un humano sean minoritarios. Pero está claro que la transición está en proceso y la infraestructura necesaria hay que diseñarla para que de soporte a un tráfico totalmente automatizado. Su implementación será igualmente progresiva.

Esta infraestructura ha de comportarse como un sistema integral y tiene una serie de requisitos fundamentales para que garantice el desplazamiento seguro de vehículos autónomos por tierra mar y aire.

La infraestructura de DROTIUM está formada por tres módulos principales: los Centros de Control, la Red de Consistencia y el Espacio Automatizado Multicontexto.

  1. Los Centros de Control del Tráfico (CCT) son aquellas infraestructuras que gestionan en tiempo real todo vehículo autónomo que se desplace en el Espacio Automatizado.
  2. La Red de Consistencia (RdC) es una red de comunicaciones basada en geobalizas que comunican a cualquier vehículo o ingenio con el resto y con el Centro de Control.
  3. El Espacio Automatizado es aquella región del espacio habilitada para que los vehículos autónomos circulen de manera segura, siendo un espacio multicontexto, aire, tierra y mar, o EAMu (Espacio Automatizado Multicontexto).

 

HISTORIA

DROTIUM es un proyecto que nace y se está desarrollando en la Universidad de León, y más concretamente en el Instituto de Automática y Fabricación. El proyecto se gesta en colaboración con la Base Conde de Gazola del Ejército de Tierra. Después de varios contactos con los responsables de dicha base tomamos la decisión de lanzar el proyecto. Ellos llevaban varios años trabajando con drones y nos animaron a trabajar en ese campo. Sus conocimientos y su empuje fueron para nosotros determinantes. Sin los apoyos que hemos recibido desde entonces por parte de diversos departamentos y personas del Ministerio de Defensa este proyecto no habría llegado al punto en el hoy se encuentra.

Un proyecto tan ambicioso como este necesita muchos apoyos. Y lo cierto es que los estamos teniendo. En primer lugar, la Universidad de León. Empezando por el Rector, continuando por la Escuela de Ingenierías, su equipo directivo, profesores y alumnos nos han dado mucho más de lo que nos podíamos imaginar al principio. El Aeródromo de los Oteros nos ha ofrecido sus magníficas instalaciones. La sociedad leonesa, por distintas vías, está manifestándonos su complicidad. A todos se lo agradecemos mucho y están consiguiendo que nuestro entusiasmo crezca sin parar.

DROTIUM es un proyecto empresarial que se está incubando en la Universidad de León, de la que aspira a conseguir sus mejores profesionales. También aspira a mantener fuertes vinculaciones con los grupos de investigación de esta universidad dedicados al desarrollo de los productos que necesita el proyecto.

En un mundo globalizado como el que nos toca vivir se necesita tener una gran capacidad de innovación para poder ser competitivos. Este es el objetivo de DROTIUM, adelantarnos diez o quince años a lo que va a venir para tener alguna oportunidad de negocio. Las ideas son interesantes como oportunidad de negocio cuando todavía las ven pocos, cuando las ven muchos dejan de ser interesantes como oportunidad.